Barbería Malayerba

Una tendencia que parece que vino para quedarse, la barba, y un oficio en extinción, el barbero; ambientación de los años 50 en uno de los barrios más vanguardistas de Madrid; movimiento sin pausa en el exterior, sosiego y charla tranquila en el interior.

Imagen Barbería Malay

Extremos que se dan cita en Malayerba, ubicada en el corazón del barrio madrileño de Malasaña, en el número 3 de la Plaza del Dos de Mayo.

El local toma el nombre de uno de los personajes de los Episodios Nacionales de Benito Pérez Galdós, y recupera las esencias de las barberías a la antigua usanza, en las que los hombres encontraban un punto de reunión donde discutir de lo divino y lo humano con la excusa del arreglo de la barba y el peinado.

Imagen Barbería Malay

Muebles de época, un lavacabezas de latón, utensilios que nos retrotraen a principios del siglo pasado… Cada detalle en Malayerba recrea la estética de las antiguas barberías.

Esta era la intención de su decorador, Guillermo García-Hoz: "Lo más divertido de este proyecto ha sido que no había que hacer una barbería "cool" sino auténtica. Nos hemos alejado de tendencias y moderneces y hemos recuperado la auténtica esencia del local.

Lo curioso es que no es cada elemento suelto sino todos (decoración, vestuario, los maestros barberos de toda la vida) los que hacen de este un lugar especial, no un negocio sino un punto de encuentro lleno de vida social; vamos, lo que eran las barberías de antes.

Imagen Barbería Malay

El alma de Malayerba son sus dos maestros barberos: Andrea de Pascali y Roberto Martín, virtuosos de la navaja y el peine e impecables con sus trajes Príncipe de Gales diseñados por el sastre Lander Urquijo y sus zapatos “spectator” bicolor.

Imagen Barbería Malay

El primer contacto de Roberto Martín (Madrid, 1977) con la peluquería masculina tuvo lugar mientras hacía el servicio militar, destinado en la barbería, gracias al curso de FP que había realizado antes de la mili. Su gusto por el trabajo manual y las artes plásticas le llevaron a este oficio y en el cuartel pudo ejercitar su rapidez y destreza cortando el pelo a los soldados y su técnica y delicadeza cuando trabajaba para los altos mandos.

Imagen Barbería Malay

BARBERÍA MALAYERBA

www.barberiamalayerba.es

Más artículos de: Interiorismo

Publicado el: 03-10-2014 | Autor: Olaia Pellón

Publicidad

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

COMENTARIOS

comments powered by Disqus