Cambio radical

Si miramos atrás un momento, comprobaremos que cada momento importante de nuestra vida, va unido a un cambio estético. Un cambio radical en la decoración de nuestra casa, un nuevo corte de pelo…

Imagen Ro

Hay ocasiones en que la vida te obliga a parar, a sentarte, a respirar, a mirarte en el espejo y reflexionar. La vida acaba de tomar una decisión por ti, seguramente con la que no contabas.

Pero el ser humano es rebelde por naturaleza, y por cada decisión que la vida toma sin contar con nosotros, nosotros tomamos otra, por aquello del recurso del pataleo, por aquello del “aquí mando yo”, que tanto nos reconforta. Por esta razón, es porque cada cambio importante en nuestras vidas, va unido a un cambio estético, porque ese si que está en nuestras manos.

Imagen Dormitorio bl

Esto se puede leer perfectamente en algunas casas, en las que su estética no deja muy definido un estilo decorativo, pero si deja muy claras las diferentes etapas por las que han pasado sus habitantes. Una vida tranquila y sosegada en la que adquirieron un minimalista dormitorio blanco, y en la que en un momento dado un giro inesperado de 180 grados lo concluyó con una pared naranja llena de cuadros, porque necesitaban vitalidad.

Imagen C

Los cambios en la decoración de nuestra casa son el mejor resumen de nuestra vida. Seguramente si tratáramos de hacer balance de ella, además de algún cambio de trabajo relevante ó la aparición de nuevos miembros… la mejor manera de definir sus etapas sería dividirla por el número de casas en las que hemos vivido, o el número de dormitorios que hemos tenido, porque cada uno de esos cambios habrá supuesto para nosotros, cerrar una etapa y abrir una nueva.

Imagen Cojines bla

Por eso la decoración es tan importante, porque habla de nosotros y cuenta nuestros secretos. De nuestros gustos por supuesto, pero también de nuestras intenciones y deja a la vista nuestra forma de pensar.

Imagen Cojín prima

En tiempos de crisis, la gente pinta sus casas, cambia las fundas nórdicas, sustituye las fotografías por otras nuevas, renueva la vajilla, tapiza el sofá… buscamos la excusa de decir que ahora que no podemos cambiar de casa, de sofá o de dormitorio, por lo menos le damos un aire nuevo al que ya tenemos.

Imagen Cama

Nada más lejos de la realidad, la vida te manda parar porque así lo ha decidido, y de un día para otro nos cambia el planteamiento… ¡pues nosotros también a ella!

Imagen Cama estam

Pues oye! Habrá a quien le den miedo o incluso pena estos cambios, pero no cabe lugar a duda de que disparan la creatividad, y los decoradores estamos encantados de que el personal se tire a la piscina, ya sea por amor a la decoración… o por rebeldía a la vida!

Imagen Ambiente invi

Así que me atreveré a decir desde aquí que un cambio de decoración es uno de los mejores antidepresivos que existen, una de las mejores maneras de desarrollar nuestra mente, la mejor forma de adaptar nuestra casa a nuestro ánimo, y un grito de guerra contra las decisiones que vienen impuestas!! La decoración es mucho más que un simple “que quede bonito”.

Imagen Ambiente prima

A mi me acaba de tocar cambio, parada y fonda. Pero en tiempos de crisis, y teniendo como tengo una casa preciosa, me conformaré con un cambio de look… me voy a la peluquería.

Fotografías: Elite Decor

Por Olaia Pellón

Más artículos de: Ideas y tendencias

Publicado el: 03-04-2009 | Autor: Olaia Pellón

Publicidad

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

COMENTARIOS

comments powered by Disqus