El color a través de la historia

Nos resulta asombroso comprobar cómo a través de la historia, algunas elementos estéticos de vital importancia, han aparecido y desaparecido de la escena decorativa sin dar ninguna explicación. Es el caso del color y de su uso.

Imagen el color a traves de la hist

Si echamos la vista atrás comprobaremos cómo una cuestión tan importante en la decoración de una casa ha pasado por diferentes fases, y es que el color en la decoración de una estancia tiene importancia desde que se conoce su existencia.

Imagen el color a traves de la hist

Ya en la antigüedad las paredes de las cuevas se vestían con pinturas en las que predominaban los tonos cálidos, rojos, ocres, naranjas o amarillentos. Los habitantes de entonces entendían estos tonos como representaciones de elementos naturales, la vida, la sangre o la tierra. Destaca en aquel momento una ausencia de tonalidades frías como las verdes o las azules, que tardarían en hacer acto de presencia, el pigmento para la elaboración de estos colores no se descubrió hasta años más tarde.

Imagen el color a traves de la hist

Pero sin echar la vista tan atrás, únicamente a la influencia decorativa del último siglo comprobaremos la variedad cromática utilizada según la década.

Los años 20 y 30 se caracterizaron por un prolongado uso de los tonos pasteles. Los tonos rosas, blancos, azules, lilas o cremas actuaban como base de una ornamentación más bien retraída y temerosa de nuevas corrientes. La decoración va muy unida a las sensaciones vitales de cada momento.

Imagen el color a traves de la hist

Con el movimiento hippie asistimos a una impresionante explosión de color. La importancia de cualquier elemento decorativo residía únicamente en su color. Los hogares, sus estancias, los comercios…lucían embriagados de una amplísima paleta de tonos intensos, que unidos, aportaban a la decoración un cierto toque fresco, alegre y jovial.

Imagen el color a traves de la hist

Hemos pasado por otros momentos en los que el color tenía la misma importancia que un cero a la izquierda, ninguna, y la decoración de cualquier lugar se llevaba a cabo sin tener en cuenta la importancia que tendría la ausencia de su estudio, en el resultado final. La estética únicamente daba importancia a las formas o texturas de cualquier pieza, sin pensar en una escala cromática concreta.

Los años 70 y 80 fueron años de crecimiento y libertad. La tendencia decorativa se contagió de tales acontecimientos y colores brillantes como el azulón, el fucsia o el amarillo mostaza se convirtieron en los protagonistas de un estilo tremendamente recargado, del que recordamos ambientes fantásticos, pero sobre todo extravagantes y exagerados.

Imagen el color a traves de la hist

En otros momentos de la historia, el color se ha convertido en el protagonista de una tendencia. Tal es así, que hoy en día somos capaces de datar la procedencia de una pieza solo fijándonos en el color del vestido que luce. Una cortina de terciopelo puede haber encajado en la decoración de muchos ambientes a través de la historia, pero si se nos presenta vestida de rojo, nuestro cerebro viajará en el tiempo, y automáticamente nos situaremos sin habernos dado cuenta, en la época romana. El color rojo, color fetiche para muchos diseñadores, cobra tanta importancia en la decoración que le dedicaremos un capítulo aparte.

Imagen el color a traves de la hist

En la actualidad, la referencia cromática por excelencia es sin ningún tipo de duda, la coalición del blanco y el negro. Su uso se está alargando tanto en el tiempo, que potenciar la ausencia de color como tendencia ya empieza a sonar a cabezonería.

Imagen el color a traves de la hist

En cualquier caso, sea cual sea la tendencia imperante en el momento de la historia que nos toque vivir, y sobre todo en la que nos toque decorar, debemos tener como punto de partida, la clara idea de que el color es una de las artes decorativas más relevantes. La búsqueda de la armonía cromática es imprescindible para un óptimo resultado.

Imagen el color a traves de la hist

Y por supuesto debemos de tener claro, que tenemos tantas y tan variadas posibilidades en lo que al color se refiere, que renunciar a ellas sería ridículo. La vida está plagada de momentos de todos los colores, nuestra casa, también.

Fotografías: Bruguer, Valentine, Emmebi, Papelesdelos70.

Por Olaia Pellón

Artículos relacionados: Esquemas de color de los años 70 · Esquema de color de los años 60 · Esquema de color de los años 50 · Colores de los años 20 · Colores de principio del siglo veinte · Colores de época moderna

Más artículos de: Ideas y tendencias

Categorías: Historia del color

Publicado el: 11-01-2008 | Autor: Olaia Pellón

Publicidad

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

COMENTARIOS

comments powered by Disqus