Limpiar plata y metales dorados

La limpieza de los metales se siempre una ardua tarea, para la que muchas personas se reservan parte de su tiempo libre. Ponerse manos a la obra cuesta mucho, y por eso en muchos hogares los metales y la plata permanecen con la “pátina del tiempo” durante meses, a la espera de que lleguen tiempos mejores en los que lucirán sus mejores galas. Pero en realidad, el problema no es tan grande, ya que hay trucos que sirven para limpiar plata y metales casi sin esfuerzo. ¡Atención!

Imagen Limpiar plata y  met

Los metales dorados como el bronce o el latón se limpian de una manera muy sencilla: sumergiéndolos en agua mezclada con amoniaco al cincuenta por ciento. Es una excelente forma de limpiar herrajes de muebles sin volverse loco con las molduras y los recovecos: basta con desatornillarlos, meterlos en un bote de cristal con la mezcla indicada y esperar a que el líquido tome un color azul verdoso.

Como por arte de magia, el metal quedará limpio y reluciente, y la suciedad se quedará en la mezcla. Eso sí, cuando esté limpio (suele tardar unos segundos) hay que enjuagarlo bajo el grifo, secarlo perfectamente y, de ser posible, aplicarle un barniz incolor en spray para metales, que evitará que se vuelva a ensuciar.

Imagen Limpiar plata y met

La plata también tiene sus trucos para limpiarla. Cualquiera se desespera cuando se enfrenta a esas cuberterías con decenas de piezas, que hay que limpiar una a una… Prueba con esta técnica: forra con papel de aluminio un balde o recipiente, llénalo de agua caliente y ve echando bicarbonato sódico, dejando que se disuelva, hasta que no admita más. Después, mete los objetos de plata y deja que se limpien, y luego sécalos perfectamente. ¡Ojo! No olvides usar agua caliente, mucho más eficaz.

Imágenes: Dog Gone Art, Lou C Designs.

Más artículos de: Bricolaje

Categorías: Arreglos en el hogar

Publicado el: 14-04-2011 | Autor: Marta Sánchez

Publicidad

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

COMENTARIOS

comments powered by Disqus