Un cabecero tapizado

Los cabeceros tapizados, especialmente tipo capitoné, están de plena moda. Son elegantes, cómodos y puedes hacerlo tú mismo. ¿Quieres ver el paso a paso para crear el tuyo propio? ¡Adelante!

Los cabeceros tapizados son uno de los últimos revivals en dormitorios. Tienen una estética retro y a la vez contemporánea que los hace muy adecuados para los dormitorios modernos, tanto juveniles como principales. En este caso, el cabecero va colgado de la pared, por lo que tiene una altura de 80 cm. Pero puedes darle el ancho que quieras, según las  medidas de la cama.

Materiales necesarios

  • Tabla de madera o DM con un grosor de 12 mm y del ancho de la cama, con una altura de 80 cm.
  • Gomaespuma de un grosor de 7 cm para forrar una cara del panel de madera.
  • Guata de la misma medida
  • Tela al gusto: un terciopelo, una loneta o cualquier otra resistente.
  • 12 botones, aguja de tapicería, hilo, tijeras.
  • Una buena grapadora tipo Novus.
  • Taladro, tacos, hembrillas u otro sistema de sujeción…

Imagen Un cabecero tapi

Paso 1

Marca la posición de los 12 botones en la madera. Han de ir situados en tres filas de cuatro botones cada una a una distancia de 20 cm. Marca dos puntos en la madera como si se tratara de un ojal, por el que luego coseremos los botones a la tela y al tablero también.

Imagen Un cabecero tapi

Paso 2

Corta la tela y la gomaespuma según las medidas de la madera añadiendo 15 cm por cada uno de los cuatro laterales del cabecero.  Para un acabado perfecto, hay que realizar un pequeño corte en las esquinas, para que al hacer el doblez queden perfectas.

Imagen Un cabecero tapi

Paso 3

La guata se pone sobre la espuma y se sitúa sobre la tabla. Es importante tirar de los dos lados (con ayuda) para tensar bien ambas capas. Entonces se grapa por la trasera del panel de madera o DM.

Imagen Un cabecero tapi

Imagen Un cabecero tapi

Paso 4

Ahora hay que coser los botones con aguja de tapicero e hilo doble resistente al tapizado y también a la madera.

Imagen Un cabecero tapi

Paso 5

Este paso hay que realizarlo cuidadosamente ya que de ello dependerá el encanto final del cabecero. Cada botón debe quedar muy apretado sobre el acolchado del cabecero casi rozando la tabla. Hay que ir cosiendo los botones como si los orificios practicados en la tabla fueran un verdadero ojal, de delante hacia atrás.

Imagen Un cabecero tapi

Paso 6

Ya sólo queda colgar el cabecero. Para ello hay que practicar dos orificios en la pared a la misma altura, utilizando un nivel. El tamaño de los agujeros y  la elección de un tipo de fijación u otra dependerá del peso final del cabecero. Finalmente se fijan los tacos, se colocan los soportes en la pared y las fijaciones en la trasera del cabecero.

Imagen Un cabecero tapi

Voilá! Aquí está el resultado: ¡un bonito cabecero para realzar el dormitorio y usar la cama cómodamente para leer o consultar la Tablet o el portátil!

Imagen Un cabecero tapi

Fotografías: Novus

Más artículos de: Bricolaje

Categorías: Hazlo tu mismo

Publicado el: 11-04-2013

Publicidad

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

COMENTARIOS

comments powered by Disqus